Cargando...
Helado de café Helado de café

Rincones del Hogar 

TRUCOS PARA PREPARAR UN HELADO DE CAFÉ EN CASA ¡PERFECTO!

El verano se acerca y, con él, ¡los helados y las bebidas frías! Si eres un coffee lover y te apetece probar nuevas y refrescantes recetas, toma nota de estos trucos para preparar helado de café en casa. ¡Sácales el máximo provecho a las variedades de café NESCAFÉ® Dolce Gusto®!

 

 

Equipo NESCAFÉ® Dolce Gusto®

Helado de café: receta casera

Si alguna vez te has preguntado cómo hacer helado de café en casa, ¡la realidad es que se trata de una receta muy fácil de preparar!

 

Tan solo necesitaremos: 4 yemas de huevo, 6 cucharadas de azúcar, 1 cucharadita de maicena, 60 ml de leche, 180 ml de crema de leche y, por supuesto, el elemento imprescindible para tu helado: ¡café! Para ello, emplearemos 180 ml de café tipo espresso, para el que podrás usar cualquiera de las variedades de café Espresso y Ristretto NESCAFÉ® Dolce Gusto® . ¡La que más te guste de todas!

Pasos para elaborar tu helado de café casero:

 

  1. Prepara 180 ml de café con tu cafetera NESCAFÉ® Dolce Gusto® procurando que quede bien oscuro y concentrado. Lo dejaremos enfriar y lo meteremos en la nevera.
  2. Mezclaremos las yemas con el azúcar y la maicena, y lo batiremos todo bien hasta formar una pasta esponjosa y cremosa.
  3. En una olla mediana calentaremos la leche a fuego lento hasta llevarla a un hervor suave.
  4. Cuando rompa a hervir, apartaremos la leche del fuego y le echaremos la mezcla de huevo y azúcar, removiendo todo bien. Volveremos a poner la mezcla al fuego mientras batimos todo hasta que espese.
  5. Una vez tengamos lista la natilla, dejaremos enfriar la mezcla, la verteremos en un recipiente y la meteremos en la nevera hasta que enfríe por completo.
  6. Cuando el café y la natilla estén fríos, batiremos con la batidora la crema de leche hasta formar suaves picos.
  7. Mezclaremos la natilla con el café, y luego le añadiremos la crema batida con movimientos envolventes, sin batir, hasta que todo se combine bien.
  8. Meteremos la mezcla en el congelador y pasada una hora, la sacaremos de nuevo para batirlo todo. Repetiremos el proceso tres veces más, cada hora.
  9. Dejaremos que la mezcla repose dentro del congelador para que finalmente logre coger la textura y el sabor adecuados. ¡Y listo! ¡Hacer helado de café nunca fue tan sencillo!
Helado de café artesanal Helado de café artesanal

Las variedades de helado de café preferidas

Aunque te hemos contado la receta clásica para elaborar tu helado artesanal de café, existen numerosas alternativas de todo tipo y para todos los gustos. Tú decides si prefieres optar por el sabor intenso del café solo o por las combinaciones de sabores más suaves. ¡Con las cápsulas de NESCAFÉ® Dolce Gusto® podrás decantarte por la que más se ajuste a tu paladar! Pero veamos algunas opciones favoritas que no te dejarán indiferente:

Helado de café y chocolate

 

Para los más golosos, os proponemos combinar los deliciosos sabores del café y del chocolate en vuestro helado casero. El proceso es muy similar a la elaboración del helado de café clásico que te comentamos antes, pues simplemente debemos incorporar unos 150 gramos de chocolate negro para fundir en la mezcla y seguir las mismas operaciones.

 

En este caso, además, te sugerimos que completes tu helado de café y chocolate con unas virutas del mismo chocolate. ¡Darán un toque de lo más especial!

Helado de café casero Helado de café casero

Helado de café descafeinado con leche condensada

 

Esta deliciosa opción podrás elaborarla con tan solo cuatro ingredientes: 150 ml de leche condensada, 600 ml de nata y 50 ml de café descafeinado. Nosotros te recomendamos las cápsulas de Espresso Intenso Descafeinado NESCAFÉ® Dolce Gusto® para aportarle el mayor sabor a tu helado ¡sin pizca de cafeína!

 

Para preparar esta receta, sigue estos pasos:

 

  1. Mezcla la leche condensada con los 50 ml de café descafeinado empleando una batidora de varillas.
  2. Añade la nata y bate hasta obtener una consistencia cremosa. Cuando aparezcan surcos será cuando tengamos la textura ideal.
  3. Vierte el helado en un recipiente de cristal o de acero, y sácalo a la hora aproximadamente para removerlo. Repite este proceso tres veces.
  4. Déjalo reposando durante unas seis horas más. ¡Y ya tienes lista otra manera más de hacer tu helado de café casero!

 

Receta de helado de café fácil y ¡apta para veganos!

 

Si, por el contrario, prefieres preparar un helado de café saludable y vegano 100%, ¡toma nota! Únicamente necesitarás dos plátanos congelados, un vaso de leche de almendras y 180 mililitros de café donde podrías decantarte, por ejemplo, por nuestra variedad de Café con Almendras NESCAFÉ® Dolce Gusto®.

 

Para preparar esta receta, deberás poner todos estos ingredientes en un vaso de batidora, donde batiremos constantemente hasta que el plátano quede bien triturado. Reposaremos la mezcla en el congelador siguiendo el mismo proceso de siempre, ¡y ya tenemos listo el helado de café más healthy!

Helado de café saludable Helado de café saludable

Trucos para coronar el mejor helado de café

Por último, te dejamos algunos tips para que todos aquellos que quieran probar tu helado de café casero se queden boquiabiertos:

 

  • Antes de servir tu helado artesanal de café, déjalo reposar durante unos minutos en la nevera para que se atempere y no quede demasiado congelado. ¡Podrás apreciar mejor su sabor!
  • Echa a volar tu imaginación y adorna cada porción con lo que más te apetezca: nata montada, virutas de chocolate, caramelo, frutas, sirope, merengue, canela, frutos secos, barquillos… ¡Las opciones son infinitas y le darán un toque personal a tu helado de café!
  • Acompaña tu receta de helado de café con tu taza de café favorita. Prueba con nuestra nueva variedad de Cortado con Ginseng NESCAFÉ® Dolce Gusto®, ideal para disfrutar después de comer y aportarle un extra de vitalidad a tu tarde; o con el shot doble de nuestro Espresso Doppio NESCAFÉ® Dolce Gusto® ¡solo apto para verdaderos amantes del café!

Ahora que ya sabes cómo hacer helado de café, ya solo te falta ponerlo en práctica. Y si prefieres seguir descubriendo cafés y bebidas frías para este verano, no te pierdas nuestro post sobre cómo hacer café helado. ¡Que levante la mano quién esté preparado para refrescarse este verano!