Cargando...
Diferencia entre capuchino y café con leche Diferencia entre capuchino y café con leche

Más allá del café

¿Cuál es la diferencia entre un capuchino y un café con leche?

El café y la leche son un dúo muy querido con tantas combinaciones posibles que cuesta saber en qué se diferencia cada especialidad. Por ejemplo, ¿sabrías decirnos cuál es la diferencia entre un capuchino y un café con leche? ¿O qué los distingue de un cortado o de un latte? Si no sabes las respuestas, quédate y ¡descúbrelas! Además, te contamos cómo prepararlos con las cápsulas NESCAFÉ® Dolce Gusto®. ¿Empezamos?

 

Equipo NESCAFÉ® Dolce Gusto®

Diferencias entre café con leche y capuchino, ¡conócelas todas!

Sin duda la leche es la compañera perfecta del café. Un tándem destinado a encontrarse en todas sus versiones y formatos que puede crear combinaciones muy diferentes simplemente aplicando pequeñas variaciones en sus proporciones, cantidades y texturas. ¿No te lo crees?  Explora nuestra amplia gama de Café con Leche, Cortado, Cappuccino y Latte Macchiato, y descubre cuál es tu variedad favorita de entre todas sus especialidades.  Pero entonces, ¿cuál es la principal diferencia entre el capuchino y el café con leche? Te damos una pista: el secreto está en el modo de preparación.

 

Empezamos con la fórmula más sencilla, pero no por ello menos deliciosa: el café con leche. Si quieres conocer la principal diferencia entre un capuchino y un café con leche, debes saber que esta se encuentra en la forma de elaborarlos. Así, el café con leche no necesita proporciones exactas ni ninguna preparación previa para conseguir su mejor versión. Es tan sencillo como mezclar café y leche a gusto del consumidor y dejarse llevar por la suavidad, cremosidad y sencillez de esta combinación ganadora, protagonista indiscutible de la mayoría de las tazas de nuestro país.  ¿Quieres algunas ideas sobre cómo prepararlo tú mismo? Descubre este manual básico para hacer un café con leche delicioso en casa.

Diferencia entre café con leche y capuchino Diferencia entre café con leche y capuchino

En cambio, si hablamos del capuchino, la preparación es mucho más elaborada, pausada y, cómo no, espumosa. Para conseguir esta mezcla de origen austríaco y tradición italiana, debes saber que la diferencia entre el capuchino y el café con leche se encuentra, principalmente, en las proporciones: el capuchino contiene café espresso, leche y espuma de leche a partes iguales. Pero, además de por el paladar, el capuchino también se distingue fácilmente por la vista gracias a la capa de espuma de leche que lo corona y a la que debe su nombre al recordar al hábito que utilizaban los monjes Capuchinos.

 

¿Aunque deliciosa, esta receta te parece demasiado complicada? ¡No te preocupes! Puedes disfrutar de la cremosidad y esponjosidad de este clásico en pocos segundos gracias al Cappuccino NESCAFÉ® Dolce Gusto®, un café elaborado con granos de café arábica Premium de Sudamérica, y potenciado con robusta Vietnam, que te transportará a la mismísima Italia. ¡Irresistibile!

Aprende a diferenciar entre un café con leche y un cortado

Y si eres de los que aman el café con leche en todas sus variantes y versiones, seguro que conoces la diferencia entre el café con leche y el cortado, pero por si acaso, ¡te la recordamos!

 

El cortado, como se puede deducir de su nombre, es un café que simplemente se corta o mancha con un chorrito de leche –en mayor o menor medida dependiendo del gusto de cada persona- para suavizar el sabor intenso y amargo del café.  Pero la diferencia entre un cortado y un café con leche no solo se limita a la cantidad de leche utilizada,  sino que también se diferencian por su tamaño, ya que mientras que un café con leche se toma en taza grande, el cortado se sirve en una pequeña.

Diferencia entre café con leche y cortado Diferencia entre café con leche y cortado

Ahora que ya conocemos la diferencia entre un cortado y un café con leche, ¿quieres pasar al siguiente nivel y aprender a diferenciar entre un latte y un café con leche? Como en las anteriores comparaciones, el quid de la cuestión está en el modo de preparación que, en el caso del latte, requiere de una cuidadosa técnica que combina 1/4 de café espresso, 2/4 de leche en vapor y 1/4 de espuma de leche.  Es en esta última capa vaporosa y llena de esponjosidad - otra de las grandes diferencias entre un café con leche y un latte-, donde se aplica el latte art o, lo que es lo mismo, el arte de crear dibujos en la capa de espuma para dar un toque vistoso y muy instagrameable a este café.

Cómo preparar Café con Leche, Cappuccino y otras variedades con NESCAFÉ® Dolce Gusto®

Ahora que ya te hemos hablado de las diferencias entre el café con leche y el latte, además de las particularidades del capuchino y otras combinaciones de café y leche, pasamos a desvelarte lo que todas estas variedades tienen en común: ¡pueden prepararse en pocos segundos con NESCAFÉ® Dolce Gusto®!  Si quieres saber cómo, ¡muy atento!

Café con Leche NESCAFÉ Dolce Gusto Café con Leche NESCAFÉ Dolce Gusto

Solo debes colocar tu cápsula favorita, seleccionar la opción de bebidas calientes y situar el dosificador en la medida que indique la cápsula, en caso de que sea una máquina automática, o dejar salir hasta la cantidad recomendada, si es manual. Recuerda que, con las variedades de Cappuccino y Latte Macchiato, tendrás que preparar la cápsula de leche primero, y la de café, después. ¡Y listo! Además, no olvides que tenemos algunas variaciones de nuestras especialidades más clásicas  como el Café con Leche Intenso, una variedad de café robusta con mucho carácter, o el Cortado Descafeinado, el mismo sabor del espresso de siempre, pero sin cafeína.