You have reached the website

El maridaje perfecto: café con chocolate

Si te gusta el café, a estas alturas ya debes saber que el café y el chocolate hacen una pareja perfecta. Pero, ¿cómo se puede conseguir el maridaje perfecto entre estos dos grandes placeres gustativos? Aprende a combinar café y chocolate como un profesional y conviértete en un verdadero sommelier de café.

Escrito por NESCAFÉ® Dolce Gusto®

cafe con chocolate

El chocolate con el café, ¿para qué sirve?

¿Nunca te has preguntado por qué en muchas cafeterías se sirve el café con una chocolatina? ¿O por qué hay tantos dulces, como el tiramisú, hechos a base de chocolate y café?

cafe y chocolate

Pues es que el café con el chocolate, juntos en una misma receta, consiguen potenciar y hacer inconfundibles sus sabores, además de resultar una combinación de lo más estimulante para el cerebro. ¿Sabes por qué?

El chocolate es un estimulante natural que, además, contiene sustancias que reproducen en el organismo la sensación que tenemos cuando estamos felices. Y con respecto al café, no te pierdas todos los efectos beneficiosos de su consumo, en nuestro post sobre los beneficios del café según la ciencia.

El maridaje de café y chocolate perfecto

Cuando escuchamos hablar de maridaje es normal que lo primero que nos venga a la cabeza sea una copa vino, aunque lo cierto es que en gastronomía maridar significa combinar una bebida y un alimento de forma armónica y equilibrada.

Un buen maridaje de café y chocolate potenciará el sabor de cada sorbo y de cada mordisco, haciendo que la experiencia de tomarlos juntos sea deliciosa. ¿Cómo puedes conseguirlo? ¡Atento a este menú de café y chocolate!

1. Un ristretto con chocolate negro a la naranja

El Ristretto es una de las variedades de espresso más intensas. Un café con cuerpo, de sabor contundente y con un inconfundible aroma a tostado.

Para poder saborear bien este café te aconsejamos que lo combines con un chocolate negro con un alto porcentaje de cacao (del 90% o más). Si además pruebas con alguna variedad de chocolate negro con naranja, sus notas ácidas y frutales te ayudarán a suavizar el regusto amargo de esta potente fusión. ¡Un tándem solo apta para paladares atrevidos!

cafe ristretto y chocolate

2. Un lungo al merengue de cacao con canela

A diferencia del café ristretto, el café Lungo es una de las variedades más suaves de espresso. Una aromática combinación de granos de café arábica que despertará tus sentidos con sus notas agridulces de grosella negra.

Este café pide a gritos un complemento dulce a base de chocolate con leche. Nuestra propuesta: déjate seducir por esta receta de Lungo al merengue de cacao y canela. ¡Simplemente deliciosa!

Café Lungo con merengue de chocolate

3. Tiramisú con Ristretto Barista

El Ristretto Barista es una de nuestras variedades más intensas. Corto, negro y aromático, perfecto para cualquier estilo y para cualquier momento del día. Sin ninguna duda, un café con gran personalidad ideal para saborear junto a un tiramisú.

Si, además, quieres dejar boquiabierto a tus invitados con un postre intenso y cremoso que no deje indiferente a nadie, no te pierdas nuestra receta de tiramisú con Ristretto Barista.

café con tiramisu

4. Un cappuccino con chocolate negro y frutos rojos

Sin lugar a dudas, el cappuccino es un icono clásico en el mundo del café. Una especialidad de espresso con leche que combina el toque tostado del café con la sedosa textura de la crema de leche.

Por su suavidad marida muy bien con el chocolate con frutas como la fresa o la frambuesa aunque, si lo prefieres, puedes darte un capricho con esta receta de mousse de cappuccino con chocolate negro y frutos rojos. Café con leche y chocolate, ¿puede haber algo mejor?

Mousse de Cappuccino con chocolate

5. Un cortado descafeinado con chocolate blanco

El maridaje de cortado descafeinado con chocolate blanco es la combinación ganadora para los baristas más dulces.

En las cápsulas de Cortado Descafeinado encontrarás todo el sabor y el aroma del espresso clásico con el toque cremoso y dulce de la leche. Si además lo acompañas con unas porciones de chocolate blanco, al que puedes añadirle el toque salado de los pistachos o el ácido del mango para crear contraste, sin duda ¡obtendrás una deliciosa explosión de sabor!

Estas Navidades sorprende a tus invitados con un dulce maridaje de café y chocolate. Elige la variedad de chocolate que más te guste y acompáñala con una de nuestras variedades de café. ¡Bon Apéttit!